¿La lógica de Jesús?


Nos dice el Evangelio de San Juan, que en el contexto del discurso de Jesús sobre el Pan de Vida, algunos de sus discípulos comentaban entre sí, que el modo de hablar de Jesús era duro, y se preguntaban quien podría hacerle caso, incluso muchos dejaron de seguirle. Jesús, dice el texto, que sabiendo lo que estos discípulos pensaban y hablaban, le preguntó a los Doce, si éstos también querían abandonarlo, y Pedro, como de costumbre, tomando la palabra respondió: “Señor ¿A quién iremos, sólo Tú, tienes palabras de Vida Eterna, sabemos que tú eres el Hijo de Dios” (Cf. San Juan 6,68-69).

Pero que significa esto de: ¿éste modo de hablar es duro? Sin duda la lógica de los seres humanos, lamentablemente no es la lógica de Jesús. Creo que ese debería ser nuestro principal deseo, asemejarnos más a Cristo, desde los sacerdotes hasta los fieles laicos, sin embargo constatamos, por lo que el mismo evangelio nos dice, que la lógica de Jesús no es entendida por el hombre, y por tanto su forma de hablar se vuelve para nosotros chocante y hasta ilusa. 

Noten sólo algunos ejemplos: estamos molestos con alguien, y cada vez que vemos a esa persona la ignoramos, le damos la espalda, la hacemos sentir mal y esto no nos desagrada, si fuera así, no lo hiciéramos, y sin embargo Jesús nos dice, amen a sus enemigos. ¿Cómo? Nos preguntamos de inmediato, ¿cómo se le ocurre a Jesús pedirnos semejante barbaridad? Si esa persona jugó con mi fama, esa persona lastimó a mi madre, esa persona nos ha hecho la vida imposible…notan!!!, nuestra lógica no es la de Jesús. Otro ejemplo: Si alguien nos hace daño, siendo realmente sinceros con nosotros mismos, nuestra forma de proceder es devolver, de ser posible, el doble de lo que nos hicieron, y sin embargo Jesús, nos dice, si te golpean en una mejilla, pon la otra…ay!!! Hermanos, ¿no les parece realmente dura esta forma de hablar?, y así podríamos sacar muchísimos ejemplos de la vida diaria.

Claro, ya vemos por qué muchos dejaron de seguirle, no entendieron al Señor, no entraron en su lógica, porque la lógica de Jesús se fundamenta en el amor. Sólo el amor es quien hace posible en nosotros todo cuanto nos pide Jesús. Ahora que estamos entrando de lleno con la Misión Continental, buscamos precisamente eso, inundar nuestra parroquia de la lógica de Jesús, es decir anunciar su gran amor a los hermanos, en cada rincón de nuestra parroquia de Coronado, pero sólo podremos convencer, si nosotros mismos entramos en esta lógica de amor, es decir la lógica de Jesús, de lo contrario serán esfuerzos vacíos.
Constantemente decimos, que Coronado ya no es igual que antes, pero ¿nos hemos esforzado nosotros, para procurar y cuidar los más sublimes valores morales y espirituales? Quizá este es el momento oportuno para empezar a impregnar nuestra parroquia con la fragancia de Cristo que es el amor.

Hermanos necesitamos, al igual que Pedro, reconocer que sólo en Jesús podremos encontrar Palabras de Vida Eterna. Por eso les invito a participar de lleno, en las convocatorias que nuestros sacerdotes nos están haciendo, como preparación a la Misión continental, porque son muchos los hermanos que necesitan encontrarse con este Jesús, cuya lógica, nosotros hemos entendido, y cuyo amor hemos experimentado, un Jesús que nos ha dado un nuevo sentido para vivir, y nos ha llenado de una esperanza que no podemos dejar extinguir.

Les deseo una excelente semana
Álvaro Solano Lizano

Nota destacada de la semana anterior

Catequesis del Papa Francisco sobre la Eucaristía como encuentro con Dios