Dos hombres cuentan cómo es adorar la Eucaristía superando los obstáculos (videos)

Adoración al Santísimo Sacramento / Foto: Facebook: Adordores La Plata

Por Giselle Vargas
BUENOS AIRES, 03 Sep. 17 / 04:10 pm (ACI).- Los argentinos Daniel Lucero y Jorge Luis Boxer son adoradores de la Eucaristía y han querido compartir su vivencia profunda de acompañar al Señor y cómo esa experiencia ha cambiado radicalmente sus corazones y sus vidas.

Ambos adoran a la Eucaristía en la capilla de Adoración Perpetua de la Parroquia Sagrado Corazón de City Bell, en La Plata, Argentina, un lugar que ha sido profanado dos veces en presencia de los fieles.

Aunque sufre de epilepsia, Daniel cuenta que estar ante el Santísimo Sacramento ha sido “algo muy revelador para mi”, que participa en esta capilla desde 2014, cuando reemplazó a otro parroquiano

“Sentí la voz del Señor que me decía: ‘Dónde vas a estar mejor que conmigo’. Ese día lo escuché y desde entonces no he abandonado la oración”, explicó Daniel.

“La adoración me ha transformado de una manera espectacular”, reveló Daniel, que al principio no sabía qué hacer en presencia de Jesús Sacramentado.

“Era estar sentado delante del Señor y no decir yo, sino Él que me diga a mi”. “Cada vez que me tocaba mi horario fui descubriendo cosas”. “He podido orar, escribir charlas. Mejor que con Él, dónde”.

Daniel, que tiene el turno de las 4:00 a.m., considera que es esa transformación a la luz del Santísimo la que le ha permitido cantar hasta 70 canciones seguidas en una ocasión en la Misa de enfermos duró 7 horas: “Eso humanamente no se hace, entonces es por la gracia de Dios”, explicó.

Incluso ha extendido algunas horas más de su devoción a Jesús Sacramentado y hoy asiste a la capilla con su esposa, Roxana Lucero.


Otro adorador nocturno que comenzó en 2010, cuando se abrió la capilla de City Bell, fue Jorge Luis Boxer. Hoy su testimonio de fe es uno de los mejores recuerdos que atesoran sus hijos y la comunidad tras su fallecimiento.

Jorge Luis, asistía los miércoles a las 3:00 a.m. sin importar su condición física. Producto de un accidente laboral y una complicación en un hospital le amputaron una pierna. Por eso iba en su silla de ruedas o a veces con un andador.

“Yo no tengo miedo de la inseguridad. La capilla está abierta, sé que está Jesús, Él me cuida, nos cuida. Está por nosotros y no tengo absolutamente miedo. Es una muy buena hora para rezar”, explicó Boxer.

Jorge Luis, que en este video casi sin querer ha dejado su testamento espiritual como adorador eucarístico, compartía que “antes era muy afecto a las oraciones escritas, a las impresas. Pero, estando con Jesús me acostumbre a estar y hablar con Él. Él me mira y yo lo miro y en ese rato que estamos ahí, lo siento profundamente”.

“Me ha servido para aprender a amar más a Dios pero, amarlo por medio de mi prójimo, de mis hermanos, de los que están y me ayudan en mi situación por mi discapacidad física”, agregó.

“Orémosle, todo comienza por las rodillas. A mí me queda una, pero el Señor me ha dado la gracia de andar todavía”, reflexionó en una ocasión Jorge Luis.


Estos dos testimonios hacen parte de los casi 270 que existen en la capilla de City Bell, el primer primer lugar de Adoración Eucarística Perpetua de la Arquidiócesis de la Plata, donde se adora a Jesús Eucaristía las 24 horas todo el año.

En La Plata también están las capillas: Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa abierta en 2013, al interior del Hospital San Juan de Dios abierta en 2015, Santa María Magdalena y Jesús Buen Pastor en mayo de este año.

Fuente:
https://www.aciprensa.com/noticias/videos-dos-hombres-cuentan-como-es-adorar-la-eucaristia-superando-los-obstaculos-19842/

Nota destacada de la semana anterior

¿El fin del mundo será el 23 de septiembre? Sacerdote católico responde (video)